Porque de tal manera amó Dios al mundo,
que ha dado a su Hijo unigénito,
para que todo aquel que en Él cree, no se pierda,
mas tenga vida eterna. Juan 3:16.

sábado, 11 de junio de 2016

En Positivo

…pero nosotros predicamos a Cristo crucificado, para los judíos ciertamente tropezadero, y para los gentiles locura. (1 Corintios 1:23)

Ver la cruz en positivo es algo que realmente le cuesta la vida a muchos que ante su sola mención, la maldicen. No me extraña, porque la imagen o el recuerdo de la cruz les enfrenta a la realidad del pecado y su necesidad de perdón. La mejor forma forma de ver la cruz es en positivo. En positivo debido a que la cruz es la mano amorosa de Dios tendida regalándonos la solución al desastre que se nos avecina: la separación eterna de Dios.

La peor forma de ver la cruz es en negativo. Mirar la cruz en negativo es sacar pecho y decirle al mismo Dios “Yo no te necesito. Me valgo solo”. Ver la cruz en negativo es soberbia del corazón y la mente que se niega a ver la evidencia de su necesidad que son la pobreza espiritual y física. Pobreza espiritual porque estamos insensibilizados para reconocer el trato amoroso de Dios, y pobreza física ya que no hay nada que podamos hacer para que Dios nos perdone.

Yo predico a Cristo crucificado. Sé que soy políticamente incorrecto, me ven como a un loco, desfasado… y qué sé más… ponme tú los calificativos, si te apetece… Para muchos, Jesús es tropiezo que les hace dudar de sus tradiciones, pero deciden esquivarlo como me esquivan a mí por un paso de cebra. Ven el obstáculo y ni siquiera frenan. Para otros tantos, Jesús es locura y como a los locos no se les puede hacer caso han encontrado el argumento perfecto para no prestarle atención.


La oportunidad de salvación es para todos. Dios aún tiene Su mano tendida para que te reconcilies con Él. Arrepiéntete hoy de tus pecados y cree en Jesús. La cruz será el símbolo positivo en tu vida que debe ser: Dios en Jesucristo obrando a favor tuyo.



¡Preciosa cruz!


¡QUE DIOS TE BENDIGA!

No hay comentarios:

Publicar un comentario