Porque de tal manera amó Dios al mundo,
que ha dado a su Hijo unigénito,
para que todo aquel que en Él cree, no se pierda,
mas tenga vida eterna. Juan 3:16.

sábado, 28 de abril de 2012

El Gran Timo


Ayer me timaron por primera vez en mi vida, que yo recuerde.

Había, a Dios gracias, cierta bulla en el puesto y una casi anciana me pago con un billete de 5 euros arreglado con cinta adhesiva trasparente. El billetito en cuestión me pareció extraño y le comenté a la casi ancianita: "Este billete ha viajado mucho", a lo que contestó con un tembloroso: "Sí...". Yo me escamé un poco más, pero no revisé el dichoso billete. Había otras clientas que atender. En el primer cambio que di, dije: "Esta es la mía. Voy a soltar el billete". La clienta lo vio extraño y lo revisó (cosa que no hice yo por inocente, por decir algo suave). Ni corta ni perezosa la clienta me hizo notar la falsedad del billete. Los números de serie eran diferentes. Hasta el color de las dos mitades era distinto. A continuación os muestro el billete famoso:

Distinto color de los dos partes
La numeración es distinta
Mi esposa y yo decidimos no aceptar nunca más un billete arreglado con cinta adhesiva. La estafa fue pequeña. Sinceramente, que Dios bendiga a esa señora y la haga recapacitar sobre el mal que ha hecho.

Esto me ha llevado a pensar en los grandes timos con los cuales se intenta alejar a las personas de Dios.

La Religión

Al ver él que muchos de los fariseos y de los saduceos venían a su bautismo, les decía: ¡Generación de víboras! ¿Quién os enseñó a huir de la ira venidera?  (Mateo 3:7)

Querido lector, dirás: "Esto es absurdo, ¿cómo va a alejar a las personas de Dios la religión?".

Juan el Bautista habló de esta forma a los religiosos de su época. Les acusaba de convertir todo en puro ritual.

La Religión es el intento del hombre de ganarse a Dios por méritos propios. La religión te esclaviza pues te exige que tienes que hacer cosas para ganarte un sitio en el Cielo. La terrible noticia para los que actúan así es que en el Cielo no puede entrar nadie por méritos propios. No es una herencia que pasa de padres a hijos.         Si tus padres fueron cristianos eso no te hace a cristiano. Si tu nación se proclama cristiana eso no te hace cristiano. Si estás creyendo este gran timo necesito decirte que sigues necesitando buscar a Dios. Tus pecados no han sido perdonados, por lo tanto estás perdido.

La Teoría de la Evolución

Profesando ser sabios, se hicieron necios,  y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles.  (Romanos 1:22-23)

La Evolución, al igual que el Cristianismo, es cuestión de fe. No te sorprendas de la afirmación. ¿Darwin estuvo presente en el primigenio caldo de cultivo donde dice que todo comenzó? ¿Algún científico puede aseverar que esta teoría es totalmente cierta? La premisa previa de todo "buen" evolucionista es desechar toda idea de Dios. ¡Ahí está el timo! Si por un asomo creyesen en la posibilidad de la existencia de Dios, todo se derrumbaría. Han hecho del evolucionismo su religión. Dios no tiene cabida porque la estafa se descubriría.

Tengo un querido amigo y hermano en la fe al que le gusta ponerse camisetas que tienen escritos mensajes originales. En una de ellas se puede leer: "Dios no me hizo en serie, me hizo en serio". La Evolución te dice que eres fruto de la casualidad por lo tanto tú no importas. El Cristianismo dice que tú eres un ser creado por el mismo Dios. Deja de pensar que eres fruto de la casualidad.

Dios tiene un plan para tu vida pero no lo puedes llevar a cabo intentando ganar premios para ello (religión) o creyendo (fe) en cuentos de hadas (evolución).

¿Cómo salir del Gran Timo?

La misma mañana que me timaron me dirigí al banco más cercano aconsejado por una clienta. Allí me dijeron que llevara al Banco de España el billete falso y me devolverían uno de verdad.

Renueva tu mente desechando el agobio por creer que hay que ser perfecto para ganar el corazón de Dios. Si pudiésemos ganar la salvación con nuestro simple esfuerzo, ¿para qué vino Jesucristo a morir en una cruz? Nuestra deuda con Dios no puede ser saldada nunca. Si dieras a tu hijo por una causa noble, ¿quién, en toda la Creación, podría satisfacer esta deuda de amor que has tenido para con nosotros? Impagable.

Si luchas con los pensamientos humanos del tipo de teorías y filosofías date un respiro y permítete buscar en el que le ha dado sentido real a tu vida. Como dije antes, no eres el fruto de lo casual eres el fruto de un acto amoroso de Dios. Él te ideó muy en serio. Te toma tan en serio que ha dado a su Hijo Jesús para pagar la deuda que tu pecado demanda a un Dios Santo y Justo.

El pecado es hacer todo aquello que ofende a Dios. Cada momento que tu conciencia te recrimina por los actos malos que haces cada día se descubre el pecado que hay en ti porque Dios ha escrito su Ley en tu mente y en tu corazón. No puedes escapar de ello. Dios te creó así.

Cuando meditas sobre el misterio de la vida y piensas que debe haber algo más después de la muerte, estás poniendo en marcha el sentimiento de eternidad que Dios ha insuflado en lo más profundo de tu ser.

Yo sé que lo que estás leyendo toca tu vida en este momento, no porque yo sea un gran escritor, que no lo soy, sino porque Dios mismo quiere que le abras la puerta de tu corazón.

¿Cómo abrir tu corazón a Dios?

Arrepiéntete de tus pecados. Arrepentirse es dar un giro de 180 grados a la vida. Si antes no tenías fe, ahora sí. Si antes mentías, ahora eres veraz. Si antes blasfemabas, ahora bendices a Dios. La fe te lleva a cambios significativos para tu vida y para los que te rodean.

Habla con Dios pues Él te escucha. Puedes decirle algo así:

Dios mío, hasta este momento he vivido en la gran estafa. Las creencias que me han inculcado otros y después yo he seguido por voluntad propia me han apartado de Ti. Me arrepiento de haber vivido alejado de Ti y también me arrepiento de todos mis pecados. Sálvame pues he entendido tu amor por mi por medio de enviar a Jesús a morir en la cruz. Ayúdame en este nuevo caminar contigo. En el Nombre de Jesús, Tu Hijo. Amén.

Esta oración no salva. Lo que salva es la fe en la obra de Cristo en la cruz el cual pagó por nuestros pecados para que tuviésemos libre acceso al Padre. Si has realizado la oración puesta tu fe en Jesús te doy la bienvenida. Ya eres un seguidor de Cristo. Ya eres un cristiano. Lee la Biblia para que madurez y conozcas bien a Dios. Reúnete con cristianos evangélicos en tu ciudad o pueblo.

Una palabra de advertencia

No arrepentirte de tus pecados ante Dios tiene unas consecuencias eternas muy graves. No frivolices con este asunto. Créeme, te va la vida en ello. Pretendo asustarte y advertirte de la manera terrible que has elegido para pasar  la eternidad: apartado de Dios y con tormentos indescriptibles. Así lo describe la Biblia.

Para y medita profundamente en todo lo que has leído estimado lector. Sal del Infierno.


Los grandes timos: Religión y Evolución. Ponte alerta, solo Dios te puede salvar.

 ¡Que Dios Te Bendiga!

1 comentario:

  1. Reciban bendiciones desde mi blog www.creeenjesusyserassalvo.blogspot.com
    COMPARTIENDO MI TESTIMONIO DE SANIDAD PARA LA GLORIA DE DIOS.

    ResponderEliminar